Análisis

INDONESIA: La próxima parada de la empresa española en Asia

CASA ASIA - 5 junio, 2015

CASA ASIA

Indonesia, con sus más de 250 millones de habitantes, es la cuarta nación más poblada de la tierra y la principal economía de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN, en sus siglas en inglés), representado un 40% de su PIB, aproximadamente.

Cuenta con importantes recursos naturales, entre los que destaca el petróleo, diversos productos agrícolas, cobre, oro, níquel, etc. Por otra parte, desde los años 80 ha desarrollado una importante industria manufacturera, de forma que muchas empresas extranjeras en sectores como la automoción o la electrónica han establecido factorías en Indonesia para la manufactura de bienes industriales. Una de las tareas pendientes en el país es el desarrollo de tecnología propia en estos sectores, al igual que en su día hizo Japón o más recientemente Corea del Sur y China. Sin embargo, el desarrollo de industrias como la petroquímica o el textil ha sido considerable en los últimos años.

También cabe destacar, dentro del ámbito de los servicios, el fuerte desarrollo del turismo interno, especialmente de otros países asiáticos.

En este contexto, las relaciones económicas entre España e Indonesia son aún muy escasas. Las razones son varias:

  • Por un lado, existe una percepción de falta de seguridad jurídica que lastra las inversiones en el país. También es cierto que algunos de los planes de infraestructuras que se han publicado en el pasado se han cumplido tan solo de forma parcial, por lo que la falta de concreción de algunos proyectos ha provocado cierta confusión en las empresas españolas.
  • Por otro, los aranceles y las barreras de entrada siguen siendo altas para algunos productos, especialmente por lo que respecta a los requerimientos documentales, retrasos en la tramitación de permisos y otras regulaciones.
  • Por último, las prioridades de la empresa española en el continente se han centrado en otros mercados (especialmente en Asia Oriental y en menor medida en India), por lo que la falta de recursos ha relegado, hasta hace pocos años, a este país a un segundo plano.

En definitiva, las exportaciones españolas a Indonesia apenas alcanzan los 390 millones de euros, y la presencia de empresas a través de inversiones se limita a unos pocos sectores: infraestructuras (empresas como Técnicas Reunidas, OHL o Indra han obtenido importantes contratos en el país), turismo (el grupo Meliá ha construido varios hoteles en el país) o aviación (EADS-CASA ha suministrado varios aviones).

Todos estos sectores tienen un tremendo potencial: al igual de lo que ocurre en otros países de la zona: las infraestructuras son consideradas como uno de los grandes cuellos de botella para el desarrollo futuro del país, mientras la aviación civil se ha desarrollado de forma espectacular en los últimos años debido al movimiento de personas entre las diferentes islas.

Por otra parte, Indonesia tiene algunos de los parajes turísticos más bellos del mundo, con más de 17.000 islas que acogen a unos 5 millones de visitantes extranjeros cada año. Es previsible que el número de turistas aumente de forma considerable en los próximos años, y si tenemos en cuenta que, por ejemplo, España recibe unos 60 millones de visitantes anuales, podremos concluir que aún queda mucho por hacer.

Así, el futuro es prometedor: recientemente se presentó el nuevo plan de infraestructuras del país, en el que se invertirán unos 450.000 millones de euros hasta el año 2025 en transportes, tratamiento de aguas, telecomunicaciones, carreteras, etc.

Es también destacable todo el proceso de integración a través de ASEAN y que idealmente culminará en la materialización de la AEC (ASEAN Economic Community) en el año 2015.

Esto conllevará una mayor libertad de circulación de mercancías, capitales y personas, si bien ya en estos momentos las barreras arancelarias entre los diferentes países del área son inexistentes o muy bajas, en función del producto y país. De esta forma, Indonesia cobra también un especial interés como centro productivo para abarcar todo el mercado de la ASEAN.

No olvidemos que el conjunto de países de la ASEAN (Indonesia, Malasia, Filipinas, Singapur, Tailandia, Brunéi, Vietnam, Laos, Birmania y Camboya) suma a más de 600 millones de personas, y que se trata del mayor proyecto integrador de las diferentes economías asiáticas, debido a la dificultad en la firma de acuerdos existente entre países como Japón o China, que han tenido varios conflictos históricos. Sin embargo, la ASEAN, debido a su carácter más neutral, está consiguiendo firmar acuerdos de libre comercio con sus principales vecinos (China, Corea del sur, Japón, Australia, India o Nueva Zelanda).

Por último, un reciente informe de Nielsen indicaba que para el año 2020 Indonesia duplicará los ciudadanos de clase media alcanzando los 140 millones de habitantes frente a los 70 actuales, por lo que sin duda es un buen momento para el establecimiento de empresas extranjeras en el ámbito de los bienes de consumo. La presencia de compañías extranjeras es aún escasa, por lo que se trata del momento ideal. Si dejamos pasar unos cuantos años, encontraremos un mercado con una fuerte competencia donde hacernos un hueco será probablemente muy complicado.

En definitiva, la ASEAN y más concretamente Indonesia, deberían de convertirse en la próxima parada de la empresa española en Asia teniendo en cuenta los polos del desarrollo económico global. En el año 1997, la crisis financiera del sudeste asiático puso en jaque a la mayoría de las economías de la región, pero la crisis del año 2008 apenas se notó en los países de la zona: en algo más de 10 años se habían puesto los cimientos para lograr un mayor equilibro macroeconómico que, sin duda, ha proporcionado un entorno mucho más estable y dinámico para la inversión extranjera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>